MY NAME IS “WORKAHOLIC”


¿Qué es un workaholic?

Wayne Oates propuso el término de workaholic para denominar a la persona con dependencia del trabajo. Para Oates, su propia relación con el trabajo era como la que tienen los alcohólicos con la bebida: una necesidad continua e incontrolable de trabajar que termina afectando a la salud, al bienestar y a las relaciones con el entorno.

Para una adicto al trabajo, el trabajo constituye el centro de su vida, quedando todo lo demás en un segundo plano. No se toman vacaciones, jamás apagan su celular y no salen sin su laptop. Son solitarios, esclavos de su ego, se alimentan mal y descuidan a su pareja.

Según Nagy, Psicoanalista miembro de la Sociedad Psicoanalítica de México y Director de publicaciones de la Federación Psicoanalítica de América Latina (FEPAL): “Cualquier actividad humana puede convertirse eventualmente en una adicción, es decir, en un tipo de esclavitud que le resta libertad a la persona. Hay adicciones a sustancias específicas como las drogas (adicciones tóxicas) y las hay también a estados emocionales, las denominadas adicciones no tóxicas”

Pero… ¿Qué hay detrás de esto?

Hay muchas razones por las que una persona decide trabajar en exceso. Una de ellas puede ser evitar estar en su casa, otra razón puede estar relacionada con sus rasgos obsesivos y su perfeccionismo compulsivo  y tras personas se sienten incapaces de poner límites a sus jefes y se entregan a sus labores con sometimiento.

Otras veces la propia organización donde se desempeña el trabajador puede ser originadora de este tipo de problemas cuando nos encontramos por ejemplo frente a una cultura organizacional que fomenta e incluso premia a sus empleados por realizar amplias jornadas laborales.

El elevado valor otorgado por nuestra sociedad al éxito y alto rendimiento profesional, hacen que los entornos socio-laborales sean propicios para el desarrollo de workaholics.

La sociedad a lo largo del tiempo ha valorado positivamente le dedicación intensa al trabajo, la cual iba asociada a un buen sentido de la responsabilidad, al éxito y al poder. Y ha considerado erróneamente a esta adicción como una adicción limpia.

Uno de los elementos clave en la adicción al trabajo (workaholism), es la negación de la propia persona sobre lo que le está sucediendo. El adicto (workaholic) siempre encuentra una forma de justificarse ante las quejas de su familia, amigos o compañeros de trabajo.

Perfil y características del adicto

Para hablar de adicción al trabajo tienen que darse los siguientes componentes principales:

  • Trabajo excesivo: trabajar muchas más horas de las que exige la situación laboral, llevarse trabajo a casa, trabajar fines de semana, durante las vacaciones e incluso estando enfermo.
  • Trabajo compulsivo: es la parte subjetiva de la adicción. Se corresponde a los pensamientos obsesivos sobre el trabajo aunque no se esté presencialmente en él o en horario laboral.

Los rasgos predominantes de personalidad de las personas adictas al trabajo se pueden resumir en los siguientes:

  • Personalidad Obsesiva-Compulsiva
  • Orientación al logro
  • Perfeccionismo
  • Sentido de responsabilidad

Y en su característica personal se destacan, entre otras:

  • Negación de la situación.
  • Manipulación de la información.
  • Comunicación interpersonal deficiente.
  • Alta necesidad de control.
  • Trabajo extra

Consecuencias

Los problemas que experimenta la persona adicta al trabajo son similares a los de otras adicciones y la afectan tanto dentro de su trabajo como en fuera de su entorno laboral.

De acuerdo a estudios de la Organización Mundial de Salud (OMS), la adicción al trabajo puede conllevar a un trastorno mental y físico.

En el área física de la persona, las consecuencias pueden estar relacionadas con trastornos de los patrones del sueño, malos hábitos alimenticios, hipertensión, contracturas musculares, etc.

En el área psicológica, hay sentimiento de culpa, ansiedad e irritabilidad constante cuando no están trabajando, estrés constante, etc. Los adictos presentan un promedio menor de bienestar mental, pero siguen trabajando muchas horas porque entienden que el costo económico de no hacerlo es mayor. Estas personas tienden a olvidar que el trabajo es un medio para vivir y no lo contrario.  

Pero trabajar en exceso no sólo es malo para el individuo, sino que termina siendo  también poco ventajoso para la empresa en la que el workaholic se desempeña.

“Un empleado que puede equilibrar las actividades laborales, familiares y personales siempre será un empleado que va a rendir más a largo plazo”.  Nagy

A corto plazo el rendimiento, satisfacción laboral y desarrollo profesional de los adictos al trabajo es positivo pero suele ir acompañado por la pérdida de satisfacción por otras actividades placenteras.

La consecuencias más negativas son a largo plazo. Trabajar muchas horas repercute en el desempeño debido al poco tiempo para recuperarse después del esfuerzo físico y mental. Generalmente estas personas duermen menos y la privación de sueño afecta al desempeño (médicos que se quedan dormidos en operaciones) y produce mayores accidentes laborales. El cuerpo tiene un límite. Estos hechos contribuyen a aumentar el estrés laboral y la aparición de burnout (síndrome del trabajador quemado) en una proporción mayor a otros trabajadores no adictos.

Son escasos los estudios centrados en esta problemática adictiva por lo que es necesaria la implantación en el seno de las organizaciones de estrategias integradas en la promoción de la salud.

Por lo que para prevenir esta situación será importante que desde su entorno se ayude al adicto a disfrutar la vida y no solo su trabajo, a entender que es importante equilibrar el empleo con los placeres cotidianos y sugerir la intervención de un especialista. Y desde la organización será necesario realizar evaluaciones de riesgos psicosociales periódicas y dar un espacio de contención adecuado al empleado que atraviesa esta situación.

Fuentes:

http://www.scielo.org.ve/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1315-01382010000100006

https://www.infobae.com/2013/11/25/1525540-workaholics-el-drama-ser-un-adicto-al-trabajo/

https://psicologiaymente.com/clinica/workaholic-adiccion-al-trabajo

https://psicopico.com/adiccion-al-trabajo-workaholism/

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s