Es hora de una reflexión: La teoría del iceberg.


   Creo que como a muchos, a esta altura del año, y especialmente de nuestra carrera; nos hemos puesto a reflexionar… dentro de muy poco tiempo (si todo sale bien) seremos vistos como Licenciados en Administración de Empresas, profesionales, lo que es una meta que muchos nos impusimos, lo que podemos llamar el “ÉXITO”.

   Si pensamos en nuestro paso por la Universidad, se puede llegar a venir a la mente la “Teoría del Iceberg”, muchas veces utilizada en psicología.

  “No es posible afirmar algo sobre la realidad sin omitir muchas cosas que son también verdaderas”

-Hugh Prather-

  Un iceberg es un bloque de hielo que se desprendió de un glaciar y que flota a la deriva del mar, una parte emerge a la superficie y es la que todos podemos observar a simple vista, y otra, la mayor, se encuentra sumergida bajo el nivel del mar. Las personas solo podemos apreciar un 20% de su masa total.

Prontamente, las personas nos verán como egresados, como gente idónea y capaz; verán nuestra superficie del iceberg, aquella asociada con el éxito que logramos obtener. Pero, en realidad ese profesionalismo, esos saberes no salieron en base a una solución mágica, si no que se deben a horas de grandes sacrificios:

  • Asumimos riesgos y aceptamos que podemos fracasar y sufrir decepciones, seguramente hubo algún conocimiento que costo más afianzar, parciales desaprobados, trabajos que hubo que rehacer, lo que nos hizo sentir decepcionados, pero nunca nos rendimos, pusimos los ojos en nuestra meta. También nos abrimos a las críticas, ya que “equivocarse es una manera de aprender”; si nunca nos equivocáramos difícilmente nos habremos esforzado.
  • Nos abrimos al cambio, elegir una carrera implica un cambio en nuestro ritmo de vida, la adquisición de buenos hábitos que deben incluirse en cualquier persona que se dedica al estudio, y la postergación de muchas otras cosas; noches largas de lectura, que implican disciplina, trabajo duro, esfuerzo y dedicación.
  • Pero sobre todo tuvimos el coraje de tal como el iceberg, lograr desprendernos del resto de las personas y querer y lograr cumplir nuestro objetivo.

  Finalmente, podemos decir que “creamos nuestro iceberg”, después de mucho trabajo duro, entendemos que lo importante no es lo que se va a ver, si no lo que atravesamos, lo que aprendimos, si bien nuestro resultado es importante, también tenemos que destacar y reflexionar sobre todo el proceso atravesado, todos los años, materias, profesores y compañeros que nos ayudaron a cumplir nuestros objetivos. No solamente nos llevamos conocimientos técnicos, si no también que nuestro paso por la institución nos genera hábitos correctos, nos enseña que si nos fijamos una misión, no importa lejos que se encuentre de nuestra realidad, podremos llegar a concretar nuestros objetivos y lograr la excelencia, saliendo de nuestra zona de confort, rompiendo nuestros modelos mentales y superando la tensión creativa.

   No debemos olvidar que si bien esta meta esta por ser cumplida, vendrán otras, y esta teoría es aplicable a muchos otros aspectos de nuestras vidas, si queremos tener nuestro emprendimiento, si queremos conseguir un trabajo, o un puesto superior en dónde ya estamos, si queremos tener nuestra casa, nuestra familia…

SI TUS SUEÑOS SON GRANDES ES PORQUE ERES CAPAZ DE ALCANZARLOS.

22228170_1947100108864960_925339357225324334_n

Fuentes:

http://www.secondwindow.es

https://lamenteesmaravillosa.com

 

 

Anuncios

4 Respuestas a “Es hora de una reflexión: La teoría del iceberg.

  1. Marian, muy buena la teoría del iceberg y totalmente cierta.
    Cuando le soles contar a alguien que estás estudiando tal o cual carrera lo primero que te preguntan es “¿cuánto te falta para terminar?” como si ese camino hacia el “éxito” no tuviera tanta importancia. Hasta nosotros mismos muchas veces nos centramos en alcanzar la meta final sin disfrutar de trayecto, que es lo que nos va a hacer valorar el objetivo aún más.
    Estamos tan metidos en la rutina, que se nos hace difícil tomar conciencia de lo que hacemos, y vivirlo al máximo, pero es en esta altura de la carrera, cuando estamos a pocos pasos de lograr la meta, que nos cae la ficha. Y aún estamos a tiempo de disfrutar este poco tiempo hasta que finalmente comiencen a llamarnos “Licenciados”.

  2. Un antiguo profesor de la carrera comentaba siempre la misma anécdota: Cuando le firmo la libreta a una alumna con una nota que era positiva, le dice “una materia menos”. Ella replica algo que me queda en la memoria, le contesta “no es una menos, es una materia más!”, No es solo el hecho de aprobar y pasar de materia en materia. Los aprendizajes, las horas de estudio tal cual vos comentas, las experiencias vividas, el conocer nueva gente que quien sabe el día de mañana podría ser un socio tuyo, y varios factores más vienen en el combo de la materia.
    Buen post, Marian. Es bueno entender que dentro de la carrera un crea hábitos claves para poder transitarla. Hábitos de planificación, exigencia entre otras cosas, que nos hacen conocernos más profundamente a nosotros mismos. Cuales son nuestras ventajas y desventajas, con cuanta anticipación uno necesita estudiar, cual es la metodología de seguimiento de la materia, etc.

  3. Muy buen post Marian, es verdad que creamos nuestro propio aceberg a medida que avanzamos en la carrera, porque el transitar la facultad nos va formando y no solo a nosotros, sino también a los que están a nuestro al rededor, porque lo que aprendemos en la facultad lo trasmitimos a veces dándonos cuentas y otras sin darnos cuenta. Como por ejemplo al citar un autor o comentar un texto ya estudiado dos o tres veces para que nos quede la idea, ese tiempo dedicado a ello no se ve solo lo sabemos nosotros cuanto tiempo nos llevo comprenderlo. A seguir desarrollando nuestro aceberg personal.
    saludos

  4. Me encanto el post, totalmente de acuerdo con tus palabras, hemos pasado mas horas en la universidad que en nuestra propia casa, nos formamos y crecimos ahí adentro. Creo que llegamos donde llegamos no solo por nuestra perseverancia y tiempo, sino por el soporte de nuestros compañeros. Un camino que, acompañados, se hizo mas placentero.
    Se cierra una hermosa etapa, pero se abren mil puertas mas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s