Reforzar virtudes VS corregir defectos


Video: Reforzar virtudes VS corregir defectos

El video adjunto nos lleva a reflexiones sobre el éxito, sobre los espacios de mejora, la automotivacion, etc. Pero sobre todo nos hace pensar en la función de lideres y el impacto que podemos llegar a tener sobre un grupo de personas…

Cuantas veces hemos presenciado (o bien nos han comentado nuestros colegas) sobre evaluaciones de desempeño en las que es frecuente remarcar aquellas actitudes en las que “no somos buenos”? En cuantas oportunidades vemos que los lideres intentan dar herramientas o recomendaciones para corregir aquellas habilidades o actitudes en las que no nos destacamos, o nos cuestan, o bien las consideramos un punto débil….

Luego de ver este vídeo, fue inevitable ponerme a pensar en que pasaría si como lideres pudiésemos poner el foco en esas características que nos hacen destacarnos, y trabajar sobre ello para ser cada día los mejores en eso.

Quizás, resulta mucho mas fructífero destinar nuestros esfuerzos y atención a convertirnos cada día en nuestra mejor versión, haciendo especial énfasis en nuestras virtudes, y tratando de destacarnos por aquello que “hacemos bien” , en lugar de destinar energías a corregir aquello que “no hacemos bien”.

Tal vez de esto se tratan los resultados exitosos del trabajo en equipo: de que como lideres tengamos la habilidad de sacar lo mejor de cada integrante, de realzar el talento y estimular la mejor versión de cada uno.

 

Anuncios

2 Respuestas a “Reforzar virtudes VS corregir defectos

  1. Muy buen post ale, me hace pensar que muchas veces nos centramos solo en las debilidades que tenemos o que tiene un equipo y esto nos bloquea. Ver solo las debilidades es un análisis incompleto de la situación, puede mucha veces solo generar frustración y mal clima. Incorporo una anécdota que creo bien al casa, una vez me un entrenador de futbol mío de cuando chico me dijo “tu única fortaleza es que te sabes malo”, el tipo me transmitió una debilidad de forma tal que me permitía trabajarla y no bloquearme.

  2. Me gusto ale que hayas traído este tema al blog. Es algo cotidiano sentir esta presión de ser evaluados, en donde la devolución solo remarca lo “malo” de nosotros. Lamentablemente no solo sucede en el ámbito laboral, creo que esta sensación la podemos percibir en otros contextos de la vida también, como por ejemplo: en la relación en pareja.
    En cuanto a lo que comentó Ale, agrego que a la hora de comunicar o dar una devolución hay que ser cuidadoso con el qué se dice y cómo se dice, teniendo en cuenta que dicho mensaje traerá una consecuencia en el receptor, ya sea en lo emocional o en su conducta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s